Desde diferentes partes del país, delincuentes están haciendo circular a través de mensajes de texto y correos electrónicos las nuevas modalidades de estafa. La Policía Nacional ante los distintos casos de llamada millonaría en distintas regiones del país se apoya en investigadores de la Dirección de Antiextorsión y Antisecuestro (Gaula) e inicia las actividades necesarias de prevención con el propósito de evitar que la comunidad caiga en manos de estos astutos quienes al parecer en algunas ocasiones operan valiéndose del azar para seleccionar los números de celular de sus víctimas. Conozca las modalidades y aprenda cómo evitar la llamada millonaría o llamadas de fraude.

El “trasteo”

Así funciona la estafa del trasteo: ​Aquí la victima recibe una llamada o mensaje de texto en donde explican sobre un trasteo que no puede recibir pero por tratarse de alguien de su confianza le pide que le ayude a recibir esta encomienda, da instrucciones un nombre y un teléfono luego explica que en el trasteo viene un equipo con 300 millones de pesos que los recupere y los guarde que puede quedarse con los elementos y tome algo del dinero para los gastos. Este es el mensaje con el que al parecer los delincuentes buscan llamar la atención, incautos ciudadanos atraídos por los supuestos dineros que van en el trasteo muerden el anzuelo y deciden llamar al conductor quien en verdad el estafador, le dice que para llevarle el trasteo debe consignarle $1 millón o $500 mil pesos para cancelar el flete de la carga luego de que la persona consigna y el dicho trasteo nunca llega el número telefónico queda fuera de servicio.

El “tío tío”

¿Sabía usted cómo funciona la estafa del sobrino retenido? Entérese y no se deje estafar. ​​Se trata de hacerle creer a la víctima que habla con un familiar y una supuesta autoridad, con el argumento que fue capturado porque al parecer llevaba un arma, pero el falso funcionario se conmueve y le pide hacer una consignación para no dejarlo en una cárcel. Exigen una suma de 300 mil pesos o más. Al final vuelve a pasar el falso “sobrino” (casi siempre coinciden con un nombre real de un familiar) para rogar que consigne o le haga una recarga a un número de celular y poder seguir hablando, al final antes de colgar le indica que no le valla a comentar a la supuesta madre o a otra persona pues ella podría enfermar y empeorarse la situación.

El “premio”

Mediante un mensaje de texto hacen creer a la víctima que es ganadora de un vehículo o una casa, envían el nombre del falso asesor para que reciba instrucciones de la entrega. En esta modalidad indican que ha sido un feliz ganador y la suma está representada en una tarjeta de un banco reconocido y avalado por una empresa de control; para reclamarla solo debe pasar una prueba la cual consiste recargar una suma de dinero entre 10 a 50 mil pesos en un tiempo determinado. La víctima realiza la recarga y vuelve a llamar allí le dicen que no registra la recarga que vuelva a realizarla para que no pierda su premio. La Policía Nacional pide a la ciudadanía no acceder a ninguna clase de petición telefónico o por medio de mensajes. Solo a través de la denuncia de la comunidad es posible rastrear estas modalidades.

Tenga cuidado! Estas son las formas de estafa más utilizadas por la delincuencia. ​Si cree que está siendo víctima cuelgue de inmediato y busque ayuda marcando las líneas gratuitas 123 165. Siga estas recomendaciones y nunca deje a la mano su información personal o de sus familiares.

¿Cómo evitar la llamada millonaría o llamadas de fraude?

  • Posible pregunta y respuesta que usted debe dar:
  • ¿Hola, a dónde llamo? ¿A qué casa quiere llamar? ¿Quién habla? ¿Con quién quiere hablar? ¿Eres tú, primo? ¿Quién llama?
  • Soy tu primo “X” -> ¿Hijo de cuál de mis tías?.
  • Se ganó usted un premio. No he comprado boletas de nada.
  • Soy tu hijo, estoy secuestrado. ¿Cómo se llaman tus abuelos?
  • Lo tenemos vigilado. ¿De qué color es la ropa que uso?

Tenga en cuenta

Escuche atentamente lo que dice el interlocutor. Hable poco, retenga la información y no confirme la que le preguntan. Adopte una posición sumisa y haga creer al delincuente que está siguiendo sus indicaciones. Enséñele a sus seres queridos estas modalidades para que no se convierta en víctima. Nunca responda los mensajes de texto, mucho menos acceda a realizar consignacioones o recargas. Elabore una clave o código de emergencia entre su núcleo familiar así ante cualquier eventualidad tendrá la certeza de que se trata de un ser querido.​

Fuente: www.policia.gov.co

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *